Mundo clásico y nuevas tecnologías: viajamos con Odiseo por Google Earth.

18 mayo 2009 a las 20:24 | Publicado en General | 4 comentarios
Trabajo realizado por JUAN LUIS  VICIANA  ARTERO
(2º BACHILLERATO HUMANIDADES)

INTRODUCCIÓN

Ulises, rey de Ítaca, en griego era llamado “Odiseo”,  por eso el poema de Homero que cuenta el viaje de Ulises, desde Troya hasta Ítaca, se llama “Odisea”.
La guerra de Troya duró diez años y terminó gracias a que a Ulises se le ocurrió la idea de engañar a los troyanos haciéndoles creer que los griegos se marchaban, dejándoles de regalo un enorme caballo de madera que estaba hueco por dentro (pero eso es otra historia para contar  en otro momento) .
Cuando terminó la guerra, todos los reyes y guerreros griegos volvieron a sus casas. Ulises salió de Troya con sus hombres, en doce barcos, todos tenían muchas ganas de volver a su tierra. Ulises estaba deseando volver a ver a su esposa Penélope y a su hijo Telémaco, al que no veía desde que era muy pequeñito.
Pero los dioses habían preparado a Ulises un largo y accidentado viaje de regreso a  Ítaca, que duraría diez años más.

La Troya histórica estuvo habitada desde principios del III milenio a. C. Está situada en la actual provincia turca de Çanakkale, junto al estrecho de los Dardanelos (Helesponto), entre los ríos Escamandro (o Janto) y Simois y ocupa una posición estratégica en el acceso al Mar Negro (Ponto Euxino). En su entorno se encuentra la cordillera del Ida y frente a sus costas se divisa la cercana isla de Ténedos.

Las especiales condiciones del estrecho de los Dardanelos, en el que hay una corriente constante desde el Mar de Mármara hacia el Mar Egeo, y donde suele soplar un viento del nordeste durante la estación de mayo a octubre, hace suponer que los barcos que en la antigüedad pretendían atravesar el estrecho debían esperar a menudo condiciones más favorables durante largas temporadas en el puerto de Troya.

Tras siglos de olvido, las ruinas de Troya fueron descubiertas en las excavaciones realizadas en 1871 por Heinrich Schliemann. En 1998, el sitio arqueológico de Troya fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, afirmando que:

“Tiene un enorme significado  para el entendimiento de la evolución de la civilización europea en un estado básico de sus primeras etapas. Es, además, de una excepcional importancia cultural por la profunda influencia de la Odisea de Homero en las artes creativas durante más de dos milenios.”

Ahora, la extraordinaria herramienta de Google  Earth nos ofrece en un viaje virtual cuáles fueron los destinos del viaje de Odiseo, según una de las propuestas hechas por la mitografía reciente. Sin duda, sería muy oirginal organizar un crucero que cubriera la siguiente ruta por el mar Mediterráneo, sin que  durara, eso sí,  los diez años del viaje de nuestro héroe (más que nada, porque se encarecería un poco el precio).

El regreso de Odiseo

El regreso de Odiseo

LOS VIAJES DE ODISEO  EN  GOOGLE  EARTH

Primer destino: LA ISLA DE LOS CICONES

Troya, ciudad milenaria

Troya, ciudad milenaria

En la Odisea, Odiseo, según cuenta al rey  Alcínoo, a su regreso de Troya atacó por sorpresa Ismaro, una ciudad de los cicones. Odiseo y sus hombres asesinaron a la mayoría de los cicones con los se cruzaron, mientras quemaban las ciudades ciconias y capturaban a mujeres ciconias; pero más tarde llegaron refuerzos cicones y atacaron a los invasores aqueos, matando a muchos de ellos, a los que Odiseo y sus hombres forzaron a huir en sus barcos, con sus tripulaciones muy reducidas. Después de que salieron corriendo transcurrieron nueve días con un intenso temporal.

Isla de Tasos - Isla de los cicones

Isla de Tasos - Isla de los cicones

Esta isla se corresponde con la actual isla de Tasos (griego, Θάσος) es una isla griega enclavada en la parte más septentrional del mar Egeo cercana a la costa tracia.

Segundo destino: LA ISLA DE LOS LOTÓFAGOS

Cuando Odiseo y sus hombres llegaron a la isla de los Lotófagos, Odiseo mandó  una partida de reconocimiento de tres hombres, quienes comieron loto con lo nativos. Esto provocó que se durmieran y olvidaran volver a casa y desear sólo comer loto. Odiseo fue tras ellos y los arrastró de vuelta al barco. Zarpó y ató a los marineros  para prevenir que ellos nadaran de vuelta a la isla.

Isla de los Gelves - Isla de los lotófagos

Isla de los Gelves - Isla de los lotófagos

Yerba, también conocida como Los Gelves, Gelves, Jerba o Djerba, es una isla del norte de África perteneciente a Túnez, de 514 Km. de superficie. Está situada en el golfo de Gabés, frente a las costas de ese país norteafricano. Se trata de la mayor isla del norte de África.  Una cantidad no despreciable de turistas llega a Djerba por ser el escenario del rodaje de Star Wars.

Tercer destino: EL CÍCLOPE POLIFEMO

Odiseo y sus hombres se adentraron en el territorio de los cíclopes, donde encontraron  una gran cueva. Entraron y procedieron a darse el banquete con el  ganado que  encontraron allí. Sin saberlo, la cueva era la morada de Polifemo, un cíclope, gigante de un solo ojo, que pronto regresó. Polifemo los atrapó en la cueva bloqueando la entrada con una gran roca que no podía ser movida por un mortal. Él empezó a comérselos a pares cada día, pero Odiseo ideó un astuto plan.

Cuando Polifemo le pregunto su nombre, Odiseo le digo que era “Nadie”. Polifemo le contestó: A ti, “Nadie”,, te comeré el último como prueba de mi hospitalidad. Polifemo se bebió todo el vino, se emborrachó y se quedó dormido. Entonces Ulises, ayudado por sus hombres, aprovechó para clavarle el tronco afilado de un olivo, calentado al rojo vivo, en el único ojo del cíclope, que se despertó del dolor dando muchos gritos y quejándose. Al oír sus voces llegaron muchos cíclopes a la puerta de la caverna y le preguntaron si alguien le había hecho daño, Polifemo les dijo:
– “Nadie” me ha hecho daño.
Al oír esto los otros cíclopes se fueron pensando que no le pasaba nada.
Después Polifemo quitó la piedra que tapaba la salida de la cueva y se sentó fuera, extendiendo los brazos, de vez en cuando, para que no se le escapara ningún hombre.
El ingenioso Odiseo ató las ovejas de tres en tres y debajo iba atando a uno de sus hombres, finalmente se sujetó a la barriga del cordero más grande del rebaño. Por la mañana temprano las ovejas y los carneros salieron fuera de la cueva a pacer y así pudieron escaparse sin que Polifemo se diera cuenta del engaño.
Llegaron a los barcos y cuando estaban bien lejos de la isla Odiseo le gritó al cíclope:
– Polifemo, si alguien alguna vez te pregunta quién te dejó ciego dile que fue Odiseo rey de Ítaca.
Entonces Polifemo suplicó a su padre Poseidón, dios del mar, que castigara a Odiseo, con estas palabras:
– Escúchame Poseidón y concédeme el deseo que Odiseo no pueda nunca volver a su palacio. Pero si está destinado a regresar a su país, que sea tarde y mal, después de perder a todos sus compañeros.

Isla de Sicilia - Tierra de los Cíclopes

Isla de Sicilia - Tierra de los Cíclopes

Este episodio sucede según los estudios en la isla de Sicilia, situada al sur de la península de Italia, en el monte Etna es un volcán activo en la costa este de Sicilia, entre las provincias de Messina y Catania.  Es el mayor volcán activo de Europa y la montaña más alta de Italia al sur de los Alpes.En la mitología griega, el Etna era el volcán en cuyo interior se situaban las fraguas de Hefesto, que trabajaba en compañía de cíclopes y gigantes. El monstruoso Tifón yacía debajo de esta montaña, lo que causaba frecuentes terremotos y erupciones de humo y lava.

Cuarto destino: EOLIA

Tras abandonar la isla de los cíclopes, llegaron a Eolia, la isla donde vivía Eolo, dios de los vientos, que los recibió con mucha hospitalidad. Después de descansar durante un mes, Odiseo le rogó a Eolo que le ayudara a volver a su casa.
Eolo impulsó las naves de Ulises hacia Ítaca con vientos favorables y, para que nada pudiera interferir en el camino de regreso, puso todos los vientos desfavorables dentro de un odre, que había fabricado con la piel de un toro. Estuvieron navegando durante diez días hasta que avistaron las costas de Ítaca. Parecía que el viaje se iba a acabar. Pero Ulises, que estaba muy cansado, se quedó dormido y sus compañeros no pudiendo vencer a la curiosidad abrieron el odre de los vientos, pensando que contenía oro y plata. Al liberarse todos los vientos desfavorables, se desató una violenta tormenta que llevó los barcos, otra vez, a la isla de Eolia.
Desesperado, Ulises desembarcó con algunos de sus hombres para pedirle, otra vez, a Eolo que le ayudara a regresar a Ítaca. Pero Eolo se asustó mucho al ver a Ulises porque pensó que era un hombre aborrecido por los dioses y lo echó de su isla diciéndole:
-¡Márchate de mi isla, no voy a ayudar más veces a un hombre al que los dioses odian!

Isla de Lipari - Isla de Eolia

Isla de Lipari - Isla de Eolia

Este episodio sucede, según los estudios, en la isla de Lipari (latín Lipara, griego Λιπάρα) es un archipiélago de Italia, de naturaleza volcánica, al norte de Sicilia. Antiguamente estas islas se llamaron Eolias, nombre que todavía se usa.

Quinto destino: LOS LESTRIGONES

Tras navegar durante siete días, llegaron a la tierra de los Lestrigones.
Ulises envió tres hombres a explorar y llegaron hasta un castillo donde vivía el rey de aquellas tierras que era el gigante Antífate al cual le gustaba comer seres humanos y nada más verlos se comió a uno de los exploradores de Ulises. Los otros dos salieron corriendo y avisaron a Ulises del peligro, pero, ya era demasiado tarde, porque, avisados por su rey, llegaron muchísimos gigantes lestrigones que desde lo alto de las rocas lanzaron piedras contra los barcos y se comieron todos los hombres que capturaron.
Hundieron todos los barcos menos el de Ulises en el que escaparon los pocos hombres que se salvaron de aquella horrible matanza.

Isla de Cerdeña - Tierra de los lestrigones

Isla de Cerdeña - Tierra de los lestrigones

Esta quinta aventura tendría lugar en la actual Cerdeña (Sardigna o Sardinna, en sardo). Es una isla en el centro del mar mediterráneo occidental, situada entre Córcega al norte, la península italiana al este, Túnez al sur, y las islas Baleares al oeste.

Fue llamada “ŠRDN” (Shardan/Sherden o variantes cercanas) por los fenicios. Se tiene la hipótesis que fue llamada “Ichnusa” por los griegos (forma de huella de pie) y “Sandalyon” por los romanos que tradujeron el griego.

Sexto destino: EEA

Con un solo barco y unos pocos hombres, Ulises llegó a la isla de Eea, donde vivía la maga Circe, una bellísima hechicera que convertía a las personas en animales.
Ulises se quedó en el barco con la mitad de sus hombres y mandó a Euríloco bajar a tierra con la otra mitad   llegaron al palacio de Circe y vieron que estaba rodeado por numerosos lobos y leones, que en realidad eran marineros que la maga había hechizado, y que al acercarse, en lugar de atacarles se ponían de pie sobre las patas traseras y les acariciaban.
Cuando los vio Circe les invitó a pasar a su palacio y les preparó una gran comida, todos entraron menos el prudente Euríloco que se quedó fuera observando. La maga Circe les sirvió una comida embrujada, convirtió a los hombres de Ulises en cerdos y los metió en una pocilga.

Euríloco volvió corriendo para contar lo que había pasado y Ulises se fue solo a salvar a sus compañeros. En el camino se le apareció el dios Hermes que le previno de los trucos de Circe y le dio una planta como antídoto contra  los hechizos de la maga.

Cuando Odiseo llegó al palacio de Circe, ésta le preparó también una comida embrujada y cuando terminaron de comer tocó con su varita en el hombro de Odiseo diciéndole:
– Vete a reunirte con tus compañeros a la pocilga.
Pero Odiseo se levantó de un salto con la espada en la mano y se lanzó sobre la hechicera como para matarla y Circe se arrojó al suelo, se puso a llorar y le pidió perdón a Odiseo diciéndole:
– ¿Quién eres? ¿Por qué mi magia no te hace efecto?
Odiseo le ordenó que transformara a sus compañeros y a todos los marineros que tenía embrujados en humanos y mandó venir a los que estaban esperando en el barco. La hechicera les ofreció su palacio para que descansaran de su largo viaje y allí se quedaron durante un año.

Monte Circeo - Isla de Eea

Monte Circeo - Isla de Eea

Monte Circeo (latín: Mons Circeius) es un  monte aislado en la costa suroeste de Italia, a unos 100km al sur-sureste de Roma, cerca de San Felice Circeo, en la costa entre Anzio y Terracina, es una parte del Parque Nacional de Circeo. Se trata de una cresta de piedra caliza de unos 5km de largo por 1,5km de ancho en la base, que va de este a oeste y rodeado por el mar de todas las partes excepto el norte. La tierra en el norte es de 15 m sobre el nivel del mar, mientras que la cumbre del promontorio es 541m.

Séptimo destino: DESCENSO AL HADES, REINO DE LOS MUERTOS

Odiseo y sus hombres decidieron continuar el viaje de regreso a Ítaca.
Circe les dijo que antes tenían que ir al Hades para que el adivino Tiresias de Tebas les aconsejara sobre lo que tenían que hacer.
Viajaron en su barco al Hades y ofrendaron un cordero y una oveja negra al adivino, que le dijo a Odiseo:
– Hay un dios que está haciendo penoso tu viaje de vuelta por haber cegado a su hijo. Pasarás por la isla Tinacria donde pacen las vacas y ovejas del dios Sol, debes respetarlas, si les causas algún daño perderás tu barco y a todos tus compañeros.

Monte Vesubio - El Hades

Monte Vesubio - El Hades

El monte Vesubio (latín: Mons Vesuvius) es un volcán activo situado frente a la bahía de Nápoles. Se encuentra en la provincia de Nápoles, perteneciente a la región italiana de la Campania. Tiene una altura máxima de 1.871 m y se alza al sur de la cadena principal de los Apeninos.

Es famoso por su erupción del 24 de agosto del año 79, en la que fueron sepultadas las ciudades de Pompeya y Herculano. Tras aquel episodio, el volcán ha entrado en erupción en numerosas ocasiones. Está considerado como uno de los volcanes más peligrosos del mundo, ya que en sus alrededores viven unos tres millones de personas y sus erupciones han sido violentas; se trata de la zona volcánica más densamente poblada del mundo. Es el único volcán situado en la parte continental de Europa que ha sufrido una erupción en el siglo XX. Los otros dos volcanes italianos que han entrado en erupción en las últimas centurias se encuentran en islas: el Etna en Sicilia y el Stromboli en las islas Eolias. Los griegos y los romanos consideraban que se trataba de un lugar sagrado dedicado al héroe y semidiós Heracles/Hércules, del cual tomó el nombre la ciudad de Herculano, situado en la base del monte.

Octavo destino: LAS SIRENAS,  PÁJAROS CON RASGOS FEMENINOS  DE HERMOSO CANTO

Emprendieron el viaje y llegaron a la costa de las sirenas. Odiseo tapó con cera los oídos de sus hombres y les ordenó que lo ataran al mástil. Cuando vieron el barco, las tres sirenas, Parténope, Leucosia y Ligia, cantaron tan dulcemente que Odiseo suplicó a sus hombres que lo soltaran. Pero los compañeros de Odiseo remaron con fuerza y se alejaron de la costa.
Las tres sirenas se suicidaron porque no pudieron atraer a Odiseo. En el lugar donde fue enterrada Parténope se fundó más tarde la ciudad de Nápoles.

Isla de Capri - Arrecifes de las Sirenas

Isla de Capri - Arrecifes de las Sirenas

Las sirenas fueron encontradas por Odiseo cerca de la Isola di Capri, isla localizada en el mar Mediterráneo, en el lado sur del golfo de Nápoles, frente a la península sorrentina. Ha sido un lugar de célebre belleza y centro vacacional desde la época de la antigua República romana.

Noveno destino:  CARIBDIS Y ESCILA, LOS MONSTRUOS MARINOS

Desataron a Odiseo y se quitaron la cera de los oídos. A lo lejos oyeron un gran ruido como de batir de olas. Odiseo sabía que se trataba de Caribdis y así habló a sus compañeros:
– ¡Remad con fuerza que tenemos que pasar entre esos peñascos para llegar a Ítaca!
Dirigieron el barco hacia el estrecho, evitando el lado en el que estaba Caribdis que primero sorbía el agua con gran ruido, dejando a la vista el fondo arenoso del mar, y luego la vomitaba levantando una gran nube de vapor y espuma que cubría todo el promontorio.
Ante la terrible visión que tenían ante sus ojos los hombres estaban como petrificados y Odiseo tenía que ir recorriendo el barco animándolos a todos y obligándoles a remar. Cuando pasaron por el estrecho iban mirando a Caribdis y de repente, por el otro lado, aparecieron las seis cabezas de Escila que se llevaron a seis compañeros de Odiseo.
Dejaron atrás las horribles Caribdis y Escila y avistaron la isla del dios Sol.
Ulises recordando las profecías del adivino Tiresias de Tebas y de la maga Circe reunió a los pocos hombres que le quedaban y les dijo:
– No podemos parar en esta isla porque aquí viven las vacas y ovejas del dios Sol y, si alguien hace daño a esos animales sagrados, será castigado por el dios Sol y por todos los dioses del Olimpo.
Pero los hombres estaban agotados y Euríloco habló en nombre de todos y le dijo a Ulises:
– No tenemos tu fuerza Odiseo, necesitamos descansar en la isla, aunque solo sea por esta noche, y mañana por la mañana continuar el viaje.
Ante la insistencia de sus compañeros Odiseo accedió a parar unas horas en la isla, aunque les hizo prometer que no tocarían ni uno solo de los animales del dios Sol.

Estrecho de Mesina - Escila y Caribdis

Estrecho de Mesina - Escila y Caribdis

En la mitología griega, Escila (en griego Σκύλλα) era una joven que fue transformada en una criatura marina de varias cabezas condenada a guardar un estrecho paso marítimo.

En la mitología griega Caribdis (en griego antiguo Χάρυϐδις Khárubdis, ‘succionador’) es un horrible monstruo marino, hijo de Poseidón y Gea, que tragaba enormes cantidades de agua tres veces al día y las devolvía otras tantas veces, adoptando así la forma de un remolino que devoraba todo lo que se ponía a su alcance.

Los argonautas fueron capaces de evitar ambos peligros gracias a que los guió Tetis, una de las nereidas. Odiseo no fue tan afortunado: eligió arriesgarse con Escila a costa de parte de su tripulación antes que perder el barco completo con Caribdis (Homero, La Odisea, libro XII).

Tradicionalmente, la ubicación de Caribdis en el estrecho de Mesina hace que se la asocie con el remolino que forman las corrientes que se encuentran en la zona, pero rara vez es peligroso.

Décimo destino: ISLA DEL SOL

En cuanto desembarcaron Zeus desató un fuerte viento que no les dejó salir de la isla durante treinta días. Pronto se terminó la comida y el vino que les había regalado Circe y sólo comían lo que podían pescar o cazar. Cuando llegó el hambre empezaron las primeras protestas. Un día que Odiseo estaba paseando por la isla, Euríloco aprovechó para hablar a sus compañeros:
– Oídme, es terrible ser castigado por los dioses, pero es mucho peor morir de hambre teniendo a nuestro alcance esas vacas tan gordas.
Así habló Eurícolo y convenció a los hombres que, rápidamente, sacrificaron las mejores vacas del dios Sol y se las comieron.
Cuando Odiseo regresó y vio lo que había pasado se enfadó mucho pero ya no había remedio porque el dios Sol había pedido a Zeus que castigara a los hombres que habían matado a sus vacas.
Dejó de soplar el viento, subieron al barco y remaron con fuerza para escapar de la isla y del castigo de los dioses. Pero Zeus envió un rayo que partió el barco por la mitad y lo hundió en el fondo del mar. Se ahogaron todos los hombres menos Odiseo, que, agarrado a un trozo de madera, llegó a la isla Ogigia donde vivía la ninfa Calipso.

Cádiz / Sicilia - Isla de Helios

Cádiz / Sicilia - Isla de Helios

Según diferentes fuentes, la isla del dios Sol, podría estar en Sicilia o por el contrario en Cádiz.

Undécimo destino: ISLA DE OGIGIA

La isla Ogigia estaba en el fin del mundo. Calipso vivía en una gran cueva cuya entrada estaba oculta por una parra. Al lado de la cueva había una verde pradera de perejil y lirios, regada por cuatro riachuelos y bosquecillos de olmos, chopos, álamos y cipreses.
Calipso se enamoró de Odiseo y lo retuvo en la isla durante siete años. Le prometió la inmortalidad y la eterna juventud si se quedaba para siempre con ella, pero Odiseo no podía olvidar a su familia y todas las tardes se sentaba en la costa, a mirar el mar, añorando Ítaca y lloraba de tristeza pensando en Penélope y en su hijo Telémaco.

Calipso, hija del titán Atlas, retuvo durante siete años al héroe griego Odiseo, ofreciéndole convertirse en inmortal si aceptaba quedarse con ella en la isla. Sin embargo, a instancias de Atenea, protectora de Odiseo, Zeus decretó que Calipso debía dejar partir al héroe. Hermes llevó a Calipso la orden de Zeus, y Odiseo abandonó la isla en una pequeña balsa.

Malta - Isla de Calipso

Malta - Isla de Calipso

La localización geográfica de esta isla, como de otros lugares mencionados en la Odisea, no se conoce con certeza, aunque se cree que podría ser la isla de Malta.

La República de Malta es un país insular densamente poblado compuesto por un archipiélago situado en el centro del Mediterráneo, al sur de Italia, al oriente de Túnez y al norte de Libia. Debido a su situación estratégica, ha sido gobernado y disputado por diversas potencias a lo largo de los siglos, como los griegos y fenicios. El origen de la palabra “Malta” es incierto. La etimología más aceptada es aquella según la cual viene de la palabra griega μέλι (“meli”, es decir miel). Los griegos llamaron a la isla Μελίτη (“Melite”), que significaba “dulce como la miel”, debido probablemente a la calidad de la producida por las abejas del archipiélago. De hecho, en Malta hay especies endémicas de estos insectos, razón por la cual se la llama “tierra de la miel”.[2] Otra etimología tiene como referencia la palabra fenicia Maleth, que significa refugio,[3] debido a la gran cantidad de bahías y de ensenadas en el litoral de la isla.

Duodécimo destino: ESQUERIA, REINO DE LOS FEACIOS
Lleno de alegría Ulises dejó la isla Ogigia y  estuvo navegando en alta mar durante diecisiete días, hasta que el día decimoctavo avistó las costas de Feacia. Pero en ese momento Poseidón regresaba de su viaje del país de sus amigos, los negros de Etiopía, y vio a Odiseo acercándose a la costa. Poseidón encolerizado envió una gran ola contra la balsa y la hizo volcar. Odiseo cayó al agua; aunque con gran esfuerzo consiguió salir del fondo del mar y subirse otra vez a la balsa, entonces Poseidón hizo soplar todos los vientos del mar, el Bóreas, el Euro, el Noto y el Céfiro, los cuales empujaron de un lado a otro la balsa de Odiseo sin dejarlo llegar a tierra. Durante dos días y dos noches estuvo Odiseo a merced de las olas hasta que la diosa Atenea cerró el paso a los vientos y calmó el mar. Odiseo llegó agotado a las playas de Feacia, buscó refugio debajo de un olivo y se durmió tapándose con hojas secas.

Corfú - Isla de los Feacios

Corfú - Isla de los Feacios

Corfú (Kérkyra [Κέρκυρα] en griego) es una isla griega en el mar Jónico, ante la costa noroeste del Epiro griego y la sur del albanés. Es, a su vez, una prefectura (nomós) de Grecia y la ciudad más importante y capital de la misma. En muchos textos aparece bajo el nombre arcaizante de Córcira o Korcyra.

Decimotercer destino: REGRESO A ÍTACA
Los feacios remaban con tanta fuerza que el barco se deslizaba a gran velocidad sobre las aguas del mar. A Odiseo le habían preparado una cama, en la popa, para que su viaje fuera más cómodo. Muy pronto, agotado por tantas emociones, y mecido por los rítmicos movimientos de la nave, cayó en un sueño dulce y profundo.
Ese mismo día, antes de anochecer, la nave feacia arribó a las costas de Ítaca. Los remeros feacios sacaron a Odiseo del barco sin despertarlo y lo dejaron en la playa con todos los tesoros que le habían regalado. Inmediatamente iniciaron el viaje de vuelta.
El dios Poseidón, al enterarse que Odiseo había llegado a Ítaca, se dirigió a Feacia para castigar a los que habían ayudado a Odiseo y cuando el barco estaba dentro del puerto lo rozó con sus dedos convirtiéndolo en piedra que rápidamente echó raíces en el fondo del mar.

Isla de Ítaca - Hogar de Odiseo

Isla de Ítaca - Hogar de Odiseo

Ítaca (Ithaki en griego moderno, alfabeto griego: Ιθάκη) es una isla del mar Jónico, que pertenece a Grecia y tiene una superficie de 96 km² y 5.000 habitantes. Es un municipio independiente en la prefectura de Cefalonia, y se encuentra al noreste de la isla de Cefalonia.

Su capital, Vathi, tiene una de las mayores bahías naturales que sirven como refugio a embarcaciones del mundo. Ítaca es un popular destino turístico, en especial para quienes visitan otras Islas Jónicas.

4 comentarios »

RSS feed for comments on this post.

  1. me encanta tienen lo nesesario y lo espesifico y llegan a lo espesifico.grasias a todos ustedes yo safe y safe con ustedes gracias…..—lolaaaa—…….gracias………

  2. Muy buen trabajo, muy útil.
    Gracias

  3. GRACIAS1

  4. Muito Obrigada , me ajudou muito


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.

A %d blogueros les gusta esto: